Conoce todas las ventajas del teletrabajo

teletrabajo

Merece la pena apostar por el teletrabajo? Seguro que a raíz de la situación provocada por la COVID-19, confinamiento y cuarentenas incluidas, en tu empresa habéis experimentado con el trabajo a distancia, y a medida que la situación se normaliza poco a poco surgen las dudas sobre mantener o no esta opción. Conocer las ventajas del teletrabajo para empresa y trabajadores se antoja clave a la hora de tomar la decisión final.

Ventajas del teletrabajo para la empresa

Desde la perspectiva empresarial, los beneficios del teletrabajo estás relacionados principalmente con el ahorro, satisfacción de los trabajadores y acceso al talento, lo que debería redundar en una productividad superior. Eso sí, para que el teletrabajo sea un éxito la empresa necesitará una buena capacidad organizativa para gestionar a los trabajadores a distancia. También deberá cambiar la mentalidad y trabajar por objetivos:

Reducción de costes

La empresa necesitará menos espacio, con lo que el ahorro en el alquiler de las oficinas es patente. También se ahorra los bonos de comida o transporte, y disminuye el consumo eléctrico. Eso sí, la empresa deberá proporcionar al trabajador los medios necesarios para teletrabajar.

Se reduce el absentismo laboral

La posibilidad de trabajar desde casa es un gran recurso para hacer frente al absentismo, uno de los grandes problemas del mercado laboral. El trabajador puede compaginar su jornada laboral con el cuidado de familiares, y suele tener facilidad para configurar un horario acorde a sus necesidades.

Menos conflictividad laboral

Igual que se reducen los niveles de absentismo, también lo hacen los de conflictividad. Siempre pueden aparecer los roces, pero es obvio que al pasar menos tiempo codo a codo con los compañeros de trabajo es más difícil que haya problemas.

Atracción y retención de talento

El hecho de poder trabajar a distancia permite atraer candidatos de mayor nivel, incluso si están localizados en otro lugar. Permite contar con empleados de otros ámbitos geográficos, pero también es un aliciente más a la hora de fidelizar a los trabajadores y de retener a aquellos empleados que valoran el teletrabajo como sinónimo de calidad de vida.

Cumplimiento de objetivos

Lo importante del teletrabajo no es trabajar X horas diarias, sino que se cumplan los objetivos. Este modelo suele ir aparejado a un mayor rendimiento, pues los trabajadores se pueden centrar en las tareas esenciales y dejar atrás lo menos relevante. Esto también favorece cierto grado de especialización.

Cómo gestionar el teletrabajo

Para aprovechar estas ventajas del teletrabajo, es necesario que la empresa cuente con las herramientas adecuadas para gestionar el trabajo a distancia. Una de ellas es Sesame, que ofrece a las empresas todo lo que necesitan para la gestión del teletrabajo. Por ejemplo, ayuda en la planificación de tareas y el control del tiempo, tanto del tiempo que han trabajado los empleados como del tiempo invertido en las diferentes tareas.

Una de las claves del teletrabajo es saber quién está trabajando y quién no, así que el software de teletrabajo deberá indicar qué trabajadores están disponibles. Una última cosa que le deberíamos exigir a estas herramientas para la gestión del teletrabajo es una gestión de ausencias. Aunque los empleados trabajen desde casa, no pueden ausentarse de su puesto de trabajo.

Ventajas del teletrabajo para los empleados

Los trabajadores también pueden aprovechar, y mucho, esta opción de trabajar desde casa. Sin ir más lejos, ofrece un elevado nivel de flexibilidad y autonomía. Tendrá que cumplir con una jornada laboral, pero suele haber una mayor flexibilidad horaria. Muchas empresas ofrecen a sus teletrabajadores la opción de establecer su propio horario, siempre que cubran las horas que establece su contrato.

Relacionado con la flexibilidad horaria están las facilidades para conciliar vida personal y profesional. El teletrabajador puede cumplir con su tarea en casa, en una segunda residencia o en cualquier otro lugar; e incluso contribuye a evitar el despoblamiento rural. Siempre que cuente con conexión a internet, nadie se verá obligado a dejar su pueblo para ir a trabajar físicamente a una empresa.

Otra de las ventajas del teletrabajo para los trabajadores es una mayor motivación y compromiso con la empresa. Cuando la empresa ofrece esta opción a sus empleados, se sienten reconocidos por sus jefes y eso siempre es un estímulo adicional para dar lo mejor. Valoran la situación, y en la mayoría de casos serán más productivos que si estuviesen en la oficina.

No hay que pasar por alto el ahorro de tiempo en desplazamientos, que también repercute en un ahorro para el medio ambiente. No tiene que utilizar su vehículo, así que se reducen las emisiones de gases contaminantes. Esos desplazamientos, y el día a día en la propia oficina, son a menudo focos de estrés que pueden afectar tanto la seguridad en el trabajo como al bienestar emocional del trabajador. Una reducción del estrés que se traduce en más calidad de vida.

Finalmente, conviene destacar que el teletrabajo es una forma de universalizar el acceso al empleo especialmente para aquellas personas con algún tipo de discapacidad que tienen dificultades para acudir a un centro de trabajo físico. El hecho de trabajar en casa, con medios adaptados a sus necesidades, facilita su integración en el mercado laboral a la vez que las empresas pueden aprovechar para incorporar su talento.

Conociendo todas estas ventajas del teletrabajo, llega el momento de poner en la balanza los pros de esta opción y los contras que podamos encontrarle y decidir si seguir apostando por ella o volver al trabajo presencial. Cada empresa tiene sus particularidades, y está claro que en algunos sectores es más difícil instaurarlo que en otros. Aun así, siempre queda la opción de combinar el teletrabajo y el trabajo presencial para aprovechar las ventajas de ambas modalidades.

Regístrate en menos de 5 minutos y descubre cómo puedes digitalizar la gestión de empleados con SesameHR y optimizar tu día a día.