Cuál es la importancia de los recursos humanos en la cultura empresarial

recursos humanos

¿Alguna vez te has preguntado hasta qué punto están relacionados los recursos humanos y la cultura empresarial de las organizaciones? Cada vez son más las empresas que valoran la importancia de los recursos humanos, organizaciones que quieren impactar en la vida de sus empleados. Por eso, hacen todo lo que está en sus mandos por impulsar la cultura corporativa. Es mucho más que una forma de diferenciarse de las empresas de la competencia, ofreciendo un valor añadido a sus trabajadores y para ello, siempre podemos ayudarnos de un software de rrhh que facilite esta importante tarea..

Las nuevas obligaciones de Recursos Humanos

A lo largo de los años, las tareas del equipo de recursos humanos se han limitado a los aspectos administrativos de la empresa. Gestión de nóminas, selección de trabajadores, planes de carrera… Sin embargo el paradigma de RRHH ha cambiado en los últimos años, y los trabajadores de este departamento han visto como se ampliaban sus obligaciones. Y entre las responsabilidades que han tenido que asumir, está el desarrollo de iniciativas que mejoren la cultura empresarial.

Para comprender las razones de este cambio, es importante tener en cuenta que el trabajador asume cada vez más el rol de embajador de la empresa. Actúa en representación de la compañía ante clientes, proveedores, etc., y en él deberían reflejarse los valores de la empresas y sus pilares. Estos mismos valores son los que ayudan a cohesionar el grupo, los que generan el sentimiento de pertenencia a la empresa. Una identidad propia con la que los trabajadores se identifican, algo que mejora el ambiente de trabajo.

Ventajas de una buena cultura empresarial

Para comprender la importancia de los recursos humanos, es necesario conocer los beneficios que aporta una cultura empresarial fuerte. Si se aplica bien, será el punto de partida de estructuras, sistemas o estrategias de la empresa. Tanto a nivel individual como colectivo se generarán una serie de conductas positivas, que se traducirán en una mayor productividad. Entre otras cosas, contar con una cultura corporativa sólida supone:

  • Creación de una identidad propia: la empresa tiene esa identidad que permite a los trabajadores desarrollar sus funciones de acuerdo a esos valores. Se refuerzan la integración y el sentido de pertenencia.
  • Mayor eficiencia laboral: se genera un entorno de trabajo donde todo el mundo de siente cómodo. Los empleados se pueden centrar al 100% en sus tareas, optimizando tiempo y recursos y siendo más productivos que en empresas con una floja cultura corporativa.
  • Refuerzo de la imagen corporativa: la empresa gana visibilidad. Tanto a nivel interno como fuera de la organización, consigue proyectar una buena imagen gracias a sus valores.
  • Atracción de talento: la buena reputación es el mejor reclamo para atraer a candidatos con talento cada vez que se abran vacantes. Los mejores trabajadores desearán unirse al equipo.
  • Retención de talento: del mismo modo que se atrae al talento, unas condiciones de trabajo óptimas hacen que se reduzca la rotación laboral con el importante ahorro económico que supone. Los trabajadores cuyos valores están alineados con los de la empresa donde trabajan son más leales.

Qué puede hacer recursos humanos por la cultura empresarial

El equipo de recursos humanos tiene en sus manos poderosas herramientas para favorecer la integración de los trabajadores en la cultura corporativa. Una de ellas es la flexibilidad horaria. Su inclusión favorece la conciliacion de la vida personal y la carrera profesional. Las empresas que ofrecen horarios flexibles acostumbran a ser más productivas, y se reduce la tasa de rotación del personal.

También es importante el sueldo. Recursos humanos, junto a la dirección de la empresa, deberían establecer una escala salarial acorde a las responsabilidades y expectativas de cada puesto. Deben ser salarios competitivos, que faciliten la calidad de vida de los trabajadores. Los trabajadores tienen unos objetivos personales y profesionales, tanto en lo referente al salario como respecto a las responsabilidades o funciones que asumirán. Los planes de carrera son un elemento más de la cultura corporativa.

Reducir la brecha jerárquica también propicia una cultura empresarial fuerte. En este sentido, en muchas organizaciones se da una tendencia hacia los espacios abiertos. Se acabaron las oficinas, lo que promueve la comunicación entre trabajadores y equipos, pero también con los superiores. La supresión de las barreras arquitectónicas minimiza la brecha jerárquica, facilitando la colaboración ente partes. La creatividad también se puede ver reforzada en este proceso.

Cómo medir el apego a la cultura empresarial

La implantación de una cultura corporativa suele ir acompañada de cambios. Suponen una ocasión para reestructurar los procesos de la empresa y ajustarlos a su nueva personalidad, pero también generan dudas. Por eso, recursos humanos debería contar con una herramienta para medir el apego de los trabajadores a la cultura corporativa. Las encuestas de clima laboral, como las que se pueden hacer gracias a Sesame HR, son la mejor forma de conocer la opinión de los empleados sobre los cambios.

La importancia de los recursos humanos para la cultura corporativa es máxima. RRHH debe formar equipos de trabajo acordes a esa cultura empresarial. Esto no es tarea fácil, pues habrá que lograr el equilibrio entre las necesidades personales de los trabajadores y los beneficios de la empresa. Por suerte, las organizaciones son cada vez más conscientes de ellos, y se esfuerzan por crear un entorno de trabajo donde los trabajadores sepan qué se espera de ellos y se sienten cómodos. Si es así, la empresa será más productiva y los trabajadores quedarán satisfechos.

Regístrate en menos de 5 minutos y descubre cómo puedes digitalizar la gestión de empleados con SesameHR y optimizar tu día a día.